Posteado por: multideportista | 29/03/2012

Sexo y deporte

El otro día escuchando – como todas las mañanas – “Hoy por hoy “de la cadena Ser, sacaron en su espacio dedicado al sexo la relación entre sexo y deporte.

Según un estudio del  médico turco Faruk  Karatas de la Universidad Faith, queda demostrado que hacer ejercicio regularmente y estar en buena forma física favorece positivamente la práctica de las relaciones sexuales, aumentando la duración y calidad de las mismas.

Ha revelado que la práctica de ejercicios y deportes mejora el flujo sanguíneo en la zona de los genitales, propiciando una mejor función sexual de manera activa. El deporte se convierte así en uno de los factores determinantes para disfrutar de un buen sexo.

Científicamente se ha demostrado que la práctica de ejercicios eleva las endorfinas y aumenta el flujo sanguíneo, convirtiéndose en los canales para la función sexual de los genitales. El estudio se llevó a cabo con 25 jugadoras de voleibol y balonmano, alrededor de los 20 y 45 años. Todas las deportistas se mantuvieron sexualmente activas y confesaron haber disfrutado más el momento de la intimidad.

La sexóloga de “Hoy por Hoy” Silvia Béjar explicaba hace unos días una serie de ejercicios y rutinas que ayudan a mejorar la vida sexual, y además comentaba un estudio que demostraba que determinados ejercicios pueden (en el caso de las mujeres) incluso provocar un orgasmo.

En el portal www.deportesalud.com se establece una relación entre el sexo y el deporte (para mí bastante interesante) desde 3 puntos de vista diferentes:

1) El deporte es saludable para mantener una vida sexual activa y plena
2) El deporte va en detrimento del rendimiento sexual
3) Las relaciones sexuales previas a una competencia influyen negativamente en el rendimiento deportivo

El primer punto: bajo mi punto de vista es un “sí” rotundo. Aparte de la mejora en el aspecto físico, el mejorar las capacidades atléticas darán como resultado una mejoría en el tiempo y la calidad de las relaciones sexuales.

El segundo punto: aquí no me mojo ya que “depende” de la práctica deportiva. Como todo en la vida, los excesos se pagan y un sobre entrenamiento hará el efecto contrario y disminuirá el rendimiento sexual.

El tercer punto: para mí es un “no” pero está bastante extendida la creencia de que “como el sexo debilita” no es aconsejable hacerlo en las horas o días previos a la competencia. Sabemos que un orgasmo comporta un gasto cardiovascular similar a subir dos pisos por escaleras a paso rápido, y que una persona se recupera rápidamente del mismo. Si no fuera así nadie podría ir a trabajar, a bailar o a estudiar después de un coito. Sabemos que puede dar una cierta somnolencia (célebre queja de las mujeres respecto a sus compañeros que se duermen tras el orgasmo), pero eso no impide hacer las actividades correspondientes. Pero, ahora bien, si la creencia, el mito, la cábala o como guste llamarse, dice que “no es bueno hacer el amor antes, ya que debilita y te hace rendir menos”, esa creencia tiene su peso y condicionará, cual profecía auto-cumplidora, la actitud o rendimiento deportivo futuro.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: